Reabren las inmobiliarias: podrán volver a mostrar viviendas para alquiler o venta

Aplicarán un protocolo diseñado por el sector. También permiten que vuelven las mudanzas

Después de muchos pedidos y reuniones con funcionarios, las inmobiliarias porteñas lograrán retomar sus actividades a partir de este jueves. Lo harán implementando las normas de un protocolo diseñado por el Colegio de Corredores Inmobiliarios (CUCICBA) y combinando visitas presenciales y remotas.

Un tema crucial, según las inmobiliarias es el de los inquilinos. Y también el de las mudanzas. Según una encuesta realizada días atrás a 6040 personas por el portal de clasificados Zonaprop, la mayoría de los encuestados (71,2%) necesitaba mudarse de forma urgente, pero debido al aislamiento obligatorio no podía concretarlo. Ahora, las mudanzas quedaron habilitadas a partir del sábado. Pero sólo se harán durante los fines de semana, según la nueva normativa.

Desde Ginevra International Realty, Mercedes Ginevra, señala: “nos venimos preparando activamente hace semanas para la reactivación del sector. Vamos a tener que tomar mucha conciencia individual en cuidarnos y cuidar el espacio de trabajo, especialmente cuando recibimos a la gente”, señala. 

En particular, la firma participó en la elaboración del Protocolo de actuación de Madero Harbour, su principal proyecto. En este caso la firma adaptó sus oficinas, colocando acrílicos que separan los espacios de trabajo. También, delimitó los espacios de atención y estableció guardias presenciales mínimas, entre otras medidas.

“Hay gente que alquiló o compró una casa o departamento y no puede tomar posesión, con el perjuicio extra de seguir pagando alquiler por su vivienda actual. Esto era una locura. Que los agentes inmobiliarios podamos volver a operar en la Ciudad va a resolver este problema que afecta a muchísima gente”, señala Daniel Zampone de la firma homónima.

En cuanto a la operatoria, Zampone asegura que “nada será igual”.”Vamos a tener un mix entre visitas presenciales muy cuidadas y certificaciones de actuación remota. La tecnología va a mediatizar la mayoría de los encuentros y la parte presencial se va a reducir a la mínima expresión y siguiendo un protocolo sanitario muy estricto”, dice.

El asesor inmobiliario contó un caso testigo que ilustra cómo el negocio de compra venta de propiedades debió “aggiornarse” a los tiempos que corren y cómo es el protocolo de firma de escrituras instrumentado según las normas y recomendaciones impuestas.

“Ya tuvimos la oportunidad de realizar una operación siguiendo las medidas vigentes. En una sala amplia, se hicieron presentes comprador, vendedor, escribana y representante de la inmobiliaria”, contó, y añadió: “La escribana los recibió con alcohol en gel y tenía preparadas 4 biromes del mismo color y mismo trazo. Para contar el dinero, se hizo en forma mecánica y utilizando guantes”, contó.

Según Mercedes Ginevra, la gran duda es cómo mostrar las propiedades. “Eso depende de cada edificio y cada casa en particular, a priori solamente apuntamos a mostrar las que están vacías, siempre tomando los recaudos necesarios para salvaguardar la salud.

En tanto Miguel Ludmer, de la empresa Interwin agrega: “Entendemos que se minimizarán los encuentros personales y que serán reemplazados con video-llamadas -Zoom, Hangouts, etc-, que se apelará a las llamadas telefónicas, a los whatsapps y a las video conferencias, entre otras medidas”, contó.

“Barbijos y distancia social serán parte de nuestra ” nueva normalidad”, pensamos ofrecer a los interesados distintos materiales como fotos 3 D o 360*, videos, además de completas y minuciosas recorridas virtuales de las unidades”, agregó Ludmer. “Nuestro objetivo será relevar de la manera más exhaustiva y perfecta la propiedad ante nuestro cliente, para que previamente cuente con toda la información de su interés antes de concretar la visita personal para recorrerla”, finalizó.

Fuente: Clarín

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.